sábado, 12 de enero de 2008

MANUAL DE URBANIDAD



En las bibliotecas universitarias uno puede encontrarse con todo tipo de libros, incluso libros insospechados como éste que ahora les presentamos y nos tomamos la libertad de robar, ante la sospecha de que nadie lo echará de menos: Manual de urbanidad, mejor conocido como Manual de Carreño.

A continuación reproducimos una página integra del libro que le puede ser de mucha utilidad a los pobres diablos que no saben cómo comportarse en una fiesta, y por ende son impopulares en su círculo de amistades.


IDEAS PARA SUS FIESTAS

1. Vaya a todas las fiestas a las que sea invitado. Si rehusa las invitaciones, pronto lo dejarán de invitar.

Cosejo para el mundo moderno: Vaya a todas las fiestas a las que sea invitado, también a las que no lo hayan invitado, nadie notará su presencia y podrá embriagarse gratis.

2. Vaya temprano, de esta forma la anfitriona no estará tan atareada y lo presentará a más personas.

Cosejo para el mundo moderno: Nunca llegue temprano o lo mandarán a comprar el hielo o a colocar las sillas y mesas en el patio.

3. Vístase con colores llamativos, seleccione peinados y prendas originales.

Cosejo para el mundo moderno: Vístase como un repollo, es decir, como un metrosexual; péinese como un supersayayín o como a continuación le sugiere este anuncio de shampoo, le garantizamos que será todo un éxito al igual que la mayoría de los puercoespines que llevarán este peinado.



4. Participe en las conversaciones.

Cosejo para el mundo moderno: Participe en las conversaciones, de preferencia toque los siguientes temas: celulares, autos y el número de mujeres con las que ha tenido sexo. No olvide usar la palabra “wey” antes de cada otra palabra.

5. Converse con las personas mayores igualmente. Sus conversaciones resultarán interesantes.

Cosejo para el mundo moderno: converse con las personas mayores igualmente, pues no le quedará más remedio ya que los viejos rídiculos de mediana edad estarán infiltrados en la fiesta intentando pasar desapercibidos al estar disfrazados de metrosexuales adolescentes, resistiéndose a aceptar su condición de viejos rídiculos.





6. Lleve una libretita y pluma consigo, por si acaso la persona que se interesa en usted no viene preparada para tomar su teléfono.

Cosejo para el mundo moderno: cómprese un celular.

7. Vaya sólo aunque sea tímido. Si va acompañado de un pariente, pueden creer que es su compañero y nadie se le acercará.

Cosejo para el mundo moderno: Vaya acompañado de la amiga o amigo más apuesto que tenga. Que lo vean rodeado de gente bonita catapultará su popularidad.

8. Váyase temprano aunque no tenga nada que hacer. Excúsese diciendo que tiene una cita, pero nunca se quede hasta el último momento esperando encontrar a la persona ideal.

Cosejo para el mundo moderno: Intente ser el último en irse de la fiesta, la única mujer u hombre apuesto que se querrá acostar con usted será uno ahogado en alcohol.

9. Llame a la anfitriona al día siguiente para agradecerle sus atenciones.

Cosejo para el mundo moderno: Jamás llames a la anfitriona al día siguiente de la fiesta, lo más probable es que esté crudísima y te mente la madre por despertarla; además descubrirá que asististe pese a no haber sido invitado a su fiesta.


Nota: Créalo o no, éste libro se terminó de imprimir el 2 de enero del 2006.


Promoción: en la compra del libro “Manual de urbanidad” exija en la librería de su preferencia este utilísimo e indispensable separador de hojas de los Backstreet Boys que sin duda lo convertirá en el chico y chica más prendido y popular de las fiestas.





5 comentarios:

Celestina Terciopelo dijo...

Consejo para el mundo moderno:

Ésta es la era posmoderna, la era del individualismo extremo. Así que no vaya usted a fiestas. Mejor viaje a Suecia, encienda la televisión, busque el programa que recomienda el soldado de abajo. Mastúrbese viendo sexo interracial y escenas sadomasoquistas entre mujeres obesas. Lo pasará mucho mejor y el placer estará garantizado.

Neto Citadino dijo...

Pues un consejo para el mundo moderno es mandar al carajo a Carreño.

Definitivamente los consejos modernos son más ad hoc a las verdaderas fiestas: lo de la vieja borracha, de la anfitriona cruda y lo de los hielos no puede ser más cierto.

"El alcohol nos une"

Anónimo dijo...

Lo increíble no es que este manual se continúe imprimiendo sino que exista gente que todavía crea firmemente que es lo que todo niño o niña bien portada necesita... te lo digo por que a mí me lo regalo mi madrina hace unos años "para que me comportara un poquito mejor en sociedad" Y por supuesto que ha sido el mejor regalo que he recibido, ni "El hijo de Chucky" me hizo reír tanto.

Lus dijo...

"Nuevo Manual de Urbanidad" por Rodrigo Solís venderia más copias... lo has pensado?

benito juarez dijo...

Ya decía yo que mi peinado estaba un poco pasado de moda, voy a cambiarme el nombre a BJ, Ben Jur o Bomber J, ¡algo extremo!

El respeto al derecho ajeno es la paz.

Saludos, Bomberito.